CINCO COSAS QUE PUEDES HACER ANTES DEL 1 DE JULIO

http _i.huffpost.com_gen_1555389_images_n-COMPUTER-STRESS-628x314

CINCO COSAS QUE HACER ANTES DEL 1 DE JULIO

Francisco García Pimentel Ruiz

30 de junio de 2018

@franciscogpr

 

Atención: voy a hablar bien de las campañas.

Con toda la tortura que hemos tenido en los últimos meses (gracias al exceso, confusión y contradicción de datos; fake-news y hate-speech generalizados), una cosa buena tienen estas elecciones: no son invasivas.

No te rías. Yo sé que tú las has sentido invasivas porque estás con una computadora o un celular enfrente 23 horas del día. Pero levanta la cara por treinta segundos y dime si mi siguiente afirmación es cierta:

Hace décadas que no veía unas elecciones con tan pocas bardas pintadas, tan pocos espectaculares, tan poca basura electoral y tan pocos pendones en los postes. Haz memoria y recuerda cómo se veía tu cuidad hace 6, 12 o 18 años. La contaminación visual y auditiva era una aberración cataclísmica e inescapable.

Hoy las campañas se han mudado a las redes, y eso tiene sus ventajas y desventajas. Una de las principales ventajas es que, si realmente quieres, puedes desconectarte de la contienda por unos momentos al día, o por días enteros si lo deseas. Tendrás que apagar el radio y la TV también; pero eso probablemente ya lo habías hecho.

Ten cuidado: Una vez que logras apagar el ruido y los brillantísimos spots de los partidos, tendrás un síndrome de abstinencia, igual que un fumador sin cigarros. Te sentirás ansioso y solo; pensarás en todos los debates que te estás perdiendo y en todos los post de Facebook que podrías contestar. ¿Acaso no vas a poder compartir ese meme? Te cuestionarás si la democracia puede sobrevivir sin tu opinión por tres horas. Pero no cejes. Trata de mantener tu rumbo y no te conectes de nuevo. Ahora tienes espacio para respirar y pensar en cosas mejores.

Queda un mes para las elecciones y el arroz no está cocido en absoluto. Va a ser una carrera cerrada; un final de fotografía entre dos (quizás tres) candidatos. En estos momentos tu principal trabajo en lo que a política se refiere es invitar a todos a votar, y asegurarte de votar tú mismo. Más allá de eso, te recomiendo tomes un descanso mental y espiritual. El 1 (y el 2) de julio te necesitamos relajado y dispuesto. Aquí cinco cosas que puedes hacer:

  1. Lee un libro: “Fuera de Serie” de Malcolm Gladwell, “Momo” de Michael Ende o el “Pequeño Cerdo Capitalista” de Sofía Macías son buenas opciones. El tema es dar respiro al cerebro. Por ahora evita a Taibo, Moreno, Krauze y a los mismos candidatos. Hay momento para todo.
  2. Disfruta el mundial: es verdad que la simulación de FIFA afirma que no vamos a pasar de la primera ronda, pero no sufras. El último juego de México (vs Suecia) en primera ronda es el 27 de junio. Reúnete con tus amigos, tu familia, tus vecinos. Saca la carnita asada y vístete de verde. Cualquier cosa que nos una siempre se agradece. Antes de empezar el partido, un acuerdo: nada de política por 2 horas.
  3. Pasea: sábados y domingos son buenos días para salir a pasear. Si el sol no te deja estar afuera, busca plazas, bosques y museos. No lo hagas solo; ve con tu familia. Asegúrate de aprovechar cada fin de semana al máximo. Enséñale a tus hijos (y recuérdate a ti mismo) que México es un país rico en personas, lugares, cultura y en experiencias.
  4. Ve al cine: Jurassic World II, Los Increíbles 2, El Hombre Que Mató a Don Quijote, Ocean’s 8, Terminal; son algunos de los títulos que pueden ponerle interés al inicio del verano. Si a todo esto le sumas las plataformas en línea, seguramente encontrarás algo que te atrape… y algo distinto sobre qué platicar.
  5. Viaja: quizás la mejor de las opciones, ¿puedes adelantarte a los vacacionistas de verano? Al menos inténtalo y disfruta de un fin de semana (o más, si te es posible) de relax y aventura antes del primero de julio.

Habrá quien me acuse de frívolo, de escapista o de ciego. Por el contrario: sé lo que es estar preocupado y apasionado por lo que pasa en el país; sé lo que es sentirse impotente ante las mentiras y la ignorancia. Sé lo que es la desesperación de ver todo lo que puede perderse; y estoy absolutamente consciente de lo que nos jugamos el primero de julio.

También sé que la vida no se reduce a eso, y que México requiere que votemos; pero también que lo hagamos con la cabeza fría; requiere que trabajemos y tengamos creatividad y nos ayudemos unos a otros.

Sobrecargarnos los fusibles con debates infecundos y sarcasmos infundados no nos puede ayudar en lo absoluto.

Antes de dar el paso definitivo, el voto definitivo, la decisión definitiva, te pido: levanta los ojos, respira. No te digo que te pierdas del todo, pero tómate unas horas; reenamórate de México y de tu familia. Esas son tus razones. Si has de hacer campaña, hazlo con la mente clara. Ahora, ve y vota más seguro que nunca.

@franciscogpr

 

 

 

 

 

 


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s